Esta web usa cookies operativas propias que tienen una pura finalidad funcional y cookies de terceros (tipo analytics) que permiten conocer sus hábitos de navegación para darle mejores servicios de información. Si continúas navegando, aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración, desactivarlas u obtener más información.

Acepto | Saber Más
Kapta CRM SCHOOLS

05 de agosto de 2020 en Tecnología en la educación

¡SUSCRÍBETE AHORA!

Recibe los mejores TIPS para comentar en tus juntas escolares.

La pandemia trajo el salto al mundo digital más grande en la historia de la educación. Con el reciente anuncio de la Secretaría de Educación Pública sobre el inicio de clases que será este 24 de agosto vía remota en las escuelas del país, vino también una serie de indicaciones que confirman que, por la situación de la pandemia, muchos procesos escolares tendrían que cambiar a la fuerza; sin embargo algunas serán de forma contingente y otras, muy probablemente, de aquí en adelante.

Cambios de roles y de procesos

¿A cuántos de nosotros no nos decían de niños los maestros «¿Eso es lo que les enseñan en casa?» y los familiares «¿Eso es lo que vas a aprender a la escuela?»? Cuando en realidad, ambos lugares y ambas autoridades (padres y maestros) forjan juntos la educación de los estudiantes. Con el confinamiento esta mezcla de funciones se ha hecho más evidente: ahora los padres deben hacerse cargo de tiempo completo de los hijos e incluso fungir como educadores en el proceso de las clases a distancia. Los profesores, por otro lado, han tenido que echar mano de más herramientas y estrategias (incluso ajenas a la docencia) para mantener a los alumnos dentro de un entorno educativo diario aunque estén fuera de su alcance.

Los pros y contras de la distancia

No solo las clases, procesos como las capacitaciones, exámenes de admisión y las inscripciones se han realizado ahora de manera remota hasta que el semáforo epidemiológico sea color verde. Esta medida ha hecho que tanto la misma SEP como profesores e incluso padres de familia tengan que tomar medidas emergentes que permitan generar una nueva normalidad de la educación lo menos problemática posible. Esto no sin traer algunos retos a todos los involucrados, incluyendo los estudiantes, pero también algunos beneficios. ¿Cuáles son estos cambios?

Beneficios

  • Automatización: Desde antes de la pandemia, ya estaban quedando atrás los días en los que los profesores llevaban un montón de papeles de los alumnos para revisar así como listas con asistencias y calificaciones que vaciar. Ahora también la parte administrativa ha encontrado nuevas herramientas cuyo objetivo primordial era trabajar a distancia pero que también les ha ayudado a digitalizar sus procesos para ahorrar tiempo, tenerlos siempre al alcance y organizarlos mejor. Los estudiantes también han encontrado excelentes formas nuevas de aprender.
  • Más opciones: Internet ofrece una cantidad inmensa de opciones para aprender, enseñar y gestionar los procesos administrativos, por lo que cada escuela puede probar, desde las herramientas oficiales como Aprende en casa hasta herramientas como la nuestra, Kapta, que permite realizar el proceso de inscripciones desde casa de cada quién.
  • Universalidad: El estudiar sin salir de casa ha permitido, paradójicamente, que podamos estudiar en cualquier lado; inglés en línea en la más prestigiosa escuela en Londres o administración en una escuela de negocios.

Retos y cómo evolucionar para no quedarse en el camino

  • Rezago tecnológico: México sigue siendo un país con una desigualdad social enorme de modo que no todas las escuelas y alumnos han podido adaptarse a esta digitalización educativa. Otros más, están a merced de la disponibilidad de servicios como luz e internet, ahora motores esenciales para que la vida siga. La SEP ha tratado de dar otras opciones como clases televisadas y por radio mientras que gobiernos y asociaciones civiles han impulsado el acceso a internet público y medios educativos accesibles, pero siguen siendo problemas que no están en manos de escuelas, estudiantes y padres. El rezago tecnológico no tiene solamente causas económicas, varias generaciones adultas aún no logran adaptarse a para este salto digital y varias personas y negocios se han quedado fuera de la jugada por no capacitarse y evolucionar a tiempo.
  • Adaptación: La universalidad que mencionamos antes puede ser un beneficio, pero también es cierto que ha generado una baja calidad en el aprendizaje de los últimos meses. Los alumnos tienen tantos distractores que les es aun más difícil retener lo aprendido en línea y a varios profesores les falta todavía perfeccionar sus métodos de enseñanza a distancia. Este problema se puede solucionar ya que evidencias de la World Economic Forum demuestran que los estudiantes retienen lo aprendido entre 25 y 60% más cuando lo hacen en línea, por lo que se trata más una cuestión de hábitos de los estudiantes y su entorno así como de métodos de enseñanza y procesos administrativos evolutivos.

Si todos los involucrados logramos sortear los retos de esta situación podremos no solo mantener a flote la educación de la sociedad, sino que incluso podremos adoptar herramientas y hábitos que podrán llegar para quedarse con el fin de hacer nuestra vida mejor.

MEJORA TUS PROCESOS

Obtén mejores beneficios mejorando tus procesos de captación de alumnos e inscripciones.